Apicultores no están solos

No están solos. El sector y las entidades del Estado se movilizan en favor de los 55 apicultores que perdieron mil 200 colmenas y su producción en Tierralta a mediados de agosto cuando murieron las abejas.

Ese fue el mensaje que recibieron los productores durante la realización del Comité Técnico Apícola desarrollado en este municipio y que organizó varias tareas en apoyo a los afectados apicultores.

"Se estructurará un proyecto de reactivación económica para recuperar las colmenas y núcleos para que retomen su actividad productiva", explicó Jorge Pereira Barrios, secretario Técnico de la Cadena Apícola en Córdoba. 

Para complementar este proyecto se declarará la calamidad manifiesta en Tierralta, ya que si se necesita contrapartida del ente territorial se pueda aportar en el proyecto que organizarán la Secretaría de Desarrollo Económico, el Ministerio de Agricultura, la Alcaldía de Tierralta, la Agencia de Desarrollo Rural y Agencia de Renovación del Territorio.

 De igual forma, se hará seguimiento a las muestras y resultados de los exámenes que realizan un laboratorio privado y la Universidad del Quindío que determinará si las abejas murieron por envenenamiento o por otra causa.

Otra mesa trabajará para delimitar las áreas apícolas y agrícolas en el Municipio. Para ello se georeferenciarán los predios donde están los apiarios.

Fedearroz se encargará de montar una estrategia de conservación de las abejas y otros polinizadores en diferentes cultivos.

Este gremio estuvo como invitado especial en el Comité ya que en la primera versión de la causa de la muerte de las abejas se lo atribuyen a la fumigación en un cultivo de arroz.

TE DESTACAMOS

Para los agricultores se diseñará una campaña educativa y formativa para que hagan un manejo adecuado de los pesticidas. 

Otras Noticias