en editorial córdoba | Publicado el

Cifras que decepcionan

1/1
Cifras que decepcionan

Tan alarmantes como son las cifras de violencia sexual y abuso contra menores de edad en la capital cordobesa, son los resultados de las investigaciones de las autoridades competentes. Además de ser decepcionantes. 

Qué más se puede expresar al respecto, si la propia Fiscalía afirma que de los casos que ella tiene conocimiento no se concretan ni la mitad de las capturas y que de estas tampoco se materializan ni la mitad. Es decir, la impunidad en su máximo esplendor. 

Pobre niñez nuestra, expuesta a los abusos sexuales a diario, sobre todo por su mismo círculo familiar, mientras las autoridades se muestran incapaces para resolver con éxito la totalidad de los casos e insuficientes para detener este flagelo. 

Lo cierto es que algo hay que hacer para proteger a nuestros niños de las garras de los abusadores, y en este sentido es responsabilidad de todos los miembros de la sociedad, en especial de los padres de familia, que son los primeros llamados a estar alerta y actuar. Hay que denunciar sin tapujos todo acto de violencia sexual que se conozca contra menores.


Compartir
Sin comentarios, sé el primero en comentar.

Powered by Sindyk
Arriba