en dia7 sucre | Publicado el

Las redes sociales inciden 'demasiado' en suicidios

1/1
Ramón Quintero Lozano, secretario de Salud departamental.
Ramón Quintero Lozano, secretario de Salud departamental.

Con ocasión del Día Mundial de Prevención del Suicidio, celebrado recientemente, en Tiro al Blanco dialogamos con el secretario de Salud departamental, el médico Ramón Quintero Lozano, máster en Salud Pública.

Reconoce que el problema se está agudizando, pues en lo corrido del año se han registrado en Sucre 41 suicidios y más de 200 intentos de suicidio.

¿Cuál es la principal causa por la que se suicida la gente en Sucre?

La principales causas en los jóvenes son situaciones de tipo afectivo: falta de afecto en sus familias, falta de afecto con sus parejas y problemas de drogradicción, que cuando entran en abstinencia generan remordimientos, generan altos grados de dolor y conciencia, que se sienten culpables de la situación que está viviendo su grupo familiar. Entonces toman esas decisiones. 

Hay otras causas...

También la relación entre padre y madre, entre hermanos. Nosotros lo que estamos notando es que hay poco diálogo. Realmente no conocen cuál es su problemática. 

A veces, en el caso de los jóvenes, tienen problemas de lo que llaman ahora "bulling". No lo pueden comentar con sus padres o madres porque no los escuchan. 

¿Qué tanto inciden las redes sociales?     

Demasiado. Las redes sociales, lejos de ser un apoyo, se han convertido muchas veces en incitadoras, motivadoras; se han creado juegos peligrosos, incentivan el desarrollo del suicidio. Además, la parte económica, la falta de trabajo, el alcoholismo, son otros factores que apoyan este problema.

¿Cómo detectar a un potencial suicida? Hay gente que a simple vista se ve bien: va al trabajo, estudia, se ríe, conversa, pero de un momento a otro aparece suicidada...

Nosotros lo que estamos tratando de motivar es que haya redes de apoyo en todos los municipios. Estas redes de apoyo van a estar lideradas por sicólogos en cada uno de los hospitales del departamento. 

Los grupos familiares, los grupos de compañeros de trabajo, amigos, cuando vean que un compañero o un trabajador, que es alegre y comienza a tener episodios depresivos, que no quiere hablar con ninguno, pues nos informen ese comportamiento y escucharlo para ver si somos capaces de poder orientarlo y que nos transmita cuáles son sus inquietudes. 

¿Para ello se requiere hacer un convenio?

Sí. Nosotros en lo que resta de este año vamos a conversar con las EPS para que el financiamiento de los sicólogos surja de las EPS. Las EPS van a aportar solamente en proporción a la población que tengan en cada municipio. En los municipios que no tengan afiliados, no aportarían, pero en donde tienen, si tienen el 40 % o el 30 % de los afiliados, nos colaborarían con el 40 o el 30 % del valor del sicólogo.   

Lo que estamos queriendo nosotros es que todos los hospitales de primer nivel tengan un sicólogo que sea fácil de conseguir y puede rápidamente responder ante cualquier necesidad. 

También esos mismos sicólogos o sicólogas van a estar visitando los colegios, las escuelas, los sitios de trabajo para que reconozcan que hay una persona amiga, una persona que los quiere escuchar y que ante cualquier actitud de tipo depresivo sepan que cuentan con una persona cerquita de ellos que les pueda ayudar.

¿Cuándo comenzaría ese programa?

Estamos hablando para el primero de enero. Estamos haciendo los protocolos que corresponden.  Es una tarea que estamos desarrollando.

¿Se necesita hacer un proyecto y pasarlo por la Asamblea?

No, señor. No hace falta pasarlo por la Asamblea, porque los recursos no se van a originar en el Departamento. Los van a pagar las EPS y estamos tratando de que no sea oneroso, sino que las EPS entiendan que les disminuye gastos y pueden hacer un programa preventivo.        


Powered by Sindyk
Arriba