Municipios | 12:00 AM, 2020-08-01 | San Jorge.

San Jorge, entre falta de camas y pruebas

La segunda situación que se vive es la falta de pruebas en algunos municipios como Buenavista, donde no se han encontrado pruebas rápidas por falta de gestión del alcalde Félix Gutiérrez y lo peor, cuando la Secretaría de Salud Municipal rápidamente algunas pruebas con EPS la comunidad no se las quiso hacer.
San Jorge, entre falta de camas y pruebas
Por: Redacción El Meridiano
Síguenos en google news
La falta de camas UCI y hospitalarias, así como el desacato de parte de la población y la falta de pruebas en varios municipios por negligencia de sus alcaldes es la realidad que hoy viven los 8 municipios de la subregión del San Jorge cordobés en esta pandemia.

Sin contar el informe de ayer, el municipio de Montelíbano era el que más casos positivos tenía, con un total de 184 infectados, de los cuales han muerto 19 y se han recuperado 35.

Ayapel tiene 9 positivos, 2 fallecidos y 5 recuperados; Buenavista tiene 5 positivos, 3 recuperados y 2 muertos; La Apartada 5 positivos, un muerto y un recuperado; Puerto Libertador aparece con 31 positivos, 3 muertos y 2 recuperados.

San José de Uré tiene 3 positivos, sin muertos ni recuperados; Planeta Rica tiene 73 positivos, 15 muertos 23 recuperados; y Pueblo Nuevo aparece con 20 positivos, 11 recuperados y ningún muerto.
Lo primero que le preocupa a las autoridades es la falta de camas UCI en la región, ya que no hay hospitales de segundo y tercer nivel, lo que trae como consecuencia que todos los pacientes complicados deben ser trasladados a Montería, Cereté, Lorica o Sahagún . Incluso a Caucasia, Antioquia.

La preocupación crece porque Montelíbano, que tiene tantos casos positivos, colapsó en su red pública por la falta de camas de hospitalización y la red privada también está copada. La segunda situación que se vive es la falta de pruebas en algunos municipios como Buenavista, donde no se han hecho pruebas rápidas por falta de gestión del alcalde Félix Gutiérrez y lo peor, cuando la Secretaría de Salud Municipal rápidamente algunas pruebas con EPS la comunidad no se las quiso hacer.

La tercera y gran preocupación es el poco tratamiento en estos municipios a los decretos emitidos, que contienen los horarios de la ley seca y el toque de queda.
En muchas de estas poblaciones son reconocidas las riñas clandestinas de gallos, los partidos de microfútbol y fútbol, ​​la apertura de bares clandestinos, entre otras situaciones que poco ayudan al control de la pandemia.

Si no se toman los correctivos necesarios en todos estos aspectos, la región de San Jorge se puede convertir en una bomba de tiempo, ya que sin pruebas es imposible atender un tiempo a los pacientes y las muertes pueden proliferar.

Powered by Sindyk Content
Arriba