Secuestrado volvió sano

Sano y salvo regresó a su casa ayer el empresario barranquillero Rodolfo "Fito" Acosta, quien fue secuestrado este viernes.

El empresario fue plagiado cuando se transportaba en su camioneta blindada con su esposa Kathya Barros, al norte de la ciudad. El hecho provocó los operativos de la Policía Metropolitana, que hizo controles en todas las salidas de la ciudad.

Horas después, Kathya Barros fue liberada y en la tarde de ayer, Acosta llegó a casa en un taxi.

"Me liberaron en un barrio por allí cerca. Me dieron 20 mil pesos para un taxi y como buen cristiano lo cogí", dijo el empresario barranquillero.

Rodolfo "Fito" Acosta es el director de una importante inmobiliaria atlanticense.

Otras Noticias