Sincelejo | 12:00 AM, 2022-01-07 | Sincelejo

Contraloría, sin 'jefe' y paralizada

En el 2018 también se presentó la misma situación que ahora.
La sede de la Contraloría Departamental de Sucre funciona en el cuarto piso del extinto edificio de La Sabanera .en Sincelejo.
La sede de la Contraloría Departamental de Sucre funciona en el cuarto piso del extinto edificio de La Sabanera .en Sincelejo.
Por: Redacción El Meridiano
Síguenos en google news
Doce días llevan los trabajadores de la Contraloría General del Departamento de Sucre que no laboran.
La razón: desde el 26 de diciembre se presentó un daño interno en la energía y aún está sin solucionar.
El caso se agrava más porque actualmente el ente fiscal está acéfalo, pues al contralor saliente Jorge Beleño Baggos se le terminó su periodo el pasado 31 de diciembre y aún no han nombrado a una persona encargada hasta que la Asamblea escoja al titular.
Según la  Ley 330, artículo 8, en caso de vacancia temporal o absoluta y que para este caso es absoluta, quien debe encargar es la Asamblea si está en sesión ordinaria, pero como no lo está, le tocaría al gobernador.
Sin embargo, este medio consultó con fuentes conocedoras de la materia y señalaron que el gobernador Espinosa tampoco es el competente para dicho encargo, pues él no puede encargar a quién lo vigila.
Las mismas fuentes afirman que el encargo lo debió dejar el contralor saliente antes del 31 de diciembre, es decir, Beleño, pero no lo hizo. Esto según la Ley 610.
No obstante, otras fuentes indicaron que el contralor saliente tampoco era responsable de encargar, pues no podía encargar a partir del 1° de enero porque sus funciones constitucionales terminaron el 31 de diciembre.  
Lo cierto es que el 30 de diciembre del año pasado Beleño le notificó al presidente de la Asamblea, Jairo Barona Taboada de su salida. 
Exactamente parte del escrito se lee: " En atención a que mi periodo como contralor general del departamento de Sucre, vence este 31 de diciembre de 2021, muy comedidamente solicito se le dé cumplimiento a lo establecido en el artículo 69 de la ley 42 de 1993, que establece lo siguiente: 'Las asambleas departamentales y los concejos distritales y municipales regularán por medio de ordenanzas o acuerdos la forma de proveer las ausencias definitivas y temporales de los contralores de las entidades territoriales'".
Cita otros artículos relacionados en estos casos y al final del escrito dice: " solicito se adelante las gestiones necesarias en aras de encargar al funcionario de más alto nivel de la contraloría a fin de que la misma no quede acéfala...".
Es importante acotar, que los contralores si tienen la potestad para dejar encargados antes de finalizar su periodo, precisamente para garantizar que mientras se elige su reemplazo, la misionalidad y operatividad de la misma no quede como hoy está la de Sucre. Así sucedió por ejemplo en Córdoba, donde el saliente dejó encargado al vicecontralor, mientras la Asamblea de Córdoba elige en propiedad en marzo.
Asimismo ha sucedido con los cambios en los periodos anteriores, los titulares antes de salir, nombran a un funcionario de alto nivel, que en Sucre es el subcontralor.
Cabe recordar que la terna para proveer cargo de contralor departamental desde el 2022 está conformada por Gabriel de la Ossa, Alberto Morales y  Camilo Támara. 
En las sesiones ordinarias de noviembre, la Asamblea no pudo escoger al nuevo contralor por confusión en la normatividad. 
Se espera que en marzo, cuando se efectúen las primeras sesiones ordinarias del año, se escoja. Lo cierto es que toda esta situación está causando un traumatismo al interior del ente de control, pues está paralizado, ya que los empleados no pueden desarrollar sus actividades fiscales, no pueden recibir denuncias y por ende los procesos se atrasan. Esto por falta de energía.  Además, está atrasada la contratación, el Plan de General de Auditoria 2022 sin efectuar y sin atención al público. 
¿Quién y cuándo resolverán esta vergonzosa situación?
Powered by Sindyk Content
Arriba