Judicial | 03:00 AM, 2021-09-13 | Sincelejo

Doloroso, una vida por otra

Leydis quedó en medio del fuego cruzado por proteger la vida de su nieto, un niño de 7 años, quien hoy batalla desde la UCI
Doloroso, una vida por otra
Por: Redacción El Meridiano
Síguenos en google news
Sentada en la terraza de su casa, ubicada sobre calle 4A Bis1 24P del barrio Tierra Grata, al norte de Sincelejo, se encontraba la tarde de antier Leidys Esther Cuello Montes, mientras que tres de sus nietos jugaban en el callejón, a escasos metros de donde ella estaba, pero el sonido aturdidor de las balas opacó la paz en el sector.

Al escuchar los tiros, a eso de las 6:30 de la tarde, Leidys salió para el callejón, pues, sabía que la vida de sus pequeños estaba en problemas, pero no alcanzó a llegar a donde uno de sus nietos cuando una bala la impactó en la parte trasera de la cabeza. En ese momento todo era confusión, los vecinos no sabían con claridad qué sucedía.

Al ver los dos cuerpos tendidos en el suelo, el de Leidys y el de su nieto, de solo 7 años, los delincuentes cogieron cada uno por su lado, mientras que familiares y vecinos auxiliaron a los heridos, que fueron trasladados a la clínica Santa María, donde a las 3:00 de la madrugada de ayer se conoció la muerte de Leidys.

Montaron casería

A través de fuentes judiciales se conoció, que dos sicarios en moto le estaban haciendo la cacería a un sujeto que vive en el sector,  precisamente en el callejón los matones y su presa se encontraron, donde jugaban más de 10 niños, pero esto no les importó a los sujetos, cada uno sacó el arma que portaba y abrieron fuego, quedando los pequeños en la mitad.
“Cuando empiezan a disparar el niño cae, mi cuñada se asoma en la reja y lo ve en el suelo. De una le avisa a mi mamá, es ahí cuando ella sale corriendo para el callejón”, manifestó una de las hijas de Leidys.

Aseguran los vecinos que, “Dios tuvo misericordia, porque muchos niños quedaron en medio de la balacera”, dijo una vecina.

Está en UCI

A través de los familiares, se conoció que el niño permanece internado en la cuidados intensivos de la clínica antes mencionada. La bala le ingresó por la parte posterior del tórax y le salió por el cuello. Permanece bajo observación médica, debido a que su estado es delicado.

En cuanto a Leidys, de 50 años de edad y madre de  dejó 4 hijos, será sepultada el día hoy en el cementerio Jardines de Paz, a la salida de Sampués. El grave y triste hecho ha causado conmoción en la capital sucreña, donde una vez más la seguridad es causante de dolor en una familia.

La cifra de homicidios en Sucre se eleva en lo corrido de este año, a 183 casos, de ellos, 57 han tenido lugar en Sincelejo

Vecinos y familiares exigen justicia.
Powered by Sindyk Content
Arriba