Opinión | 12:00 AM, 2021-10-12 | Sincelejo

Recordando a un gran amigo

Recordando a un gran amigo
Foto:Cortesía.
Por: Raymond Gomez Cásseres
Síguenos en google news

El   pasado 15  de septiembre se cumplieron  nueve  años de la muerte de don  Nelson Mercado Rivas, periodista de largo recorrido  y amante de   la historia, cuya  mayor cualidad  era la de brindar una amistad sincera,  sin dobleces. Quiero brindarle este pequeño homenaje a quien hizo de la amistad un culto y se marchó al más allá  precisamente en la mitad del mes consagrado a ella. Autor del libro Sampués en la Historia, colaborador de El Espectador y  columnista de EL Meridiano de Sucre  durante largos años; por sus consejos yo acepté la invitación de este periódico de ser su  columnista habitual.

El prestigioso escritor e historiador Alejandro Verbel Rivera (ya fallecido)  en el prólogo de su libro lo describe así: “Para quienes conocemos a Nelson Mercado Rivas tenemos bien sabido que es ciudadano ejemplar, dueño de excepcionales condiciones humanas, caballero distinguido y gentil hombre en la más amplia acepción de la expresión. Además es periodista de largo recorrido que ha acumulado experiencias valiosísimas y méritos incuestionables por su idoneidad y transparencia, lo que le ha reportado gran aprecio y muy alta estima de parte de la comunidad a la que ha servido con devoción  admirable e ineficiente entrega, abogando siempre en su quehacer periodístico por el bienestar de la comunidad, por el desarrollo en todas sus áreas, y particularmente en el bien inestimable de la cultura que es su vocación más refinada y palpable.


Ahora nos sorprende gratamente con la publicación de su obra Sampués en la historia, un sueño, una contribución muy valiosa en la necesidad que tenemos de conocer aspectos de gran interés sobre el origen de esa comunidad que poco a poco se ha posicionado en el afecto de todos los sucreños, con caracteres indelebles, lo que ha logrado a través de esfuerzos, de laboriosidad indeclinable y por virtud de la nobleza de su gente. Hoy Sampués ostenta con justificable orgullo la condición de centro artesanal de la Costa, yo diría que en el grado de excelencia. Es este el premio a la perseverancia, a la laboriosidad y a la fe en su propio destino de parte de sus gentes. Es para destacar que en el torbellino de las confrontaciones partidistas son ejemplo elocuente de mesura, de tolerancia y de convivencia social”.

Nacido en Sampués el 23 de agosto de 1923 y fallecido en Sincelejo el 15 de septiembre de 2012, don Nelson  dejó en su paso por la vida terrenal además de su aporte intelectual  un legado de amor por su  esposa Olga María Chávez  y por sus hijos, y un afecto sincero por sus amigos.

Powered by Sindyk Content
Arriba